Archive for enero, 2017

enero 3, 2017

Carlos

 Carlos en la biblioteca de la Universidad Bauhaus de Weimar. Febrero 2013.

¿Qué viniste a buscar a Alemania y qué es importante para vos de este viaje? 

Lo que vine a buscar a Alemania fue una experiencia de vida. Originalmente yo iba a hacer una maestría, pero lo importante no era si iba a hacer una maestría, si hacía un doctorado o si venía a hacer un curso de idioma, sino que para mi lo importante era estar en contacto con un mundo distinto del mundo del cual yo vengo. Era un cambio grande para un chico de provincia. Me crié en la Patagonia, en una ciudad chica, después pasé a San Juan, que ya ese cambio me pareció muy grande, pero a medida que fueron pasando los años me di cuenta que San Juan era un lugar que estaba bastante aislado, donde no había mucho contacto con extranjeros o gente que tuviera otro origen cultural, entonces para mi esta experiencia significaba poder vivir todos los días algo nuevo, algo distinto. Y puedo decir que así está pasando, todos los días voy descubriendo algo nuevo.

¿Cómo se ve Argentina desde Alemania?

Se ve mucho mejor de lo que la veía estando en Argentina. Se extrañan muchas cosas, pero cuando uno le resta sentimentalismo, y lo ves desde un lugar más objetivo te das cuenta que Argentina es realmente un país muy interesante para vivir.

¿Notás algún cambio significativo, en relación a tu vida, a tu carrera o tu personalidad?

Creo que he envejecido… más rápido de lo que hubiera sido allá. Abandoné muchas cosas, las salidas con amigos, la vida en familia…de golpe me encuentro acá viviendo mucho más solitario, en un ambiente mucho más cerrado, siempre por los mismos circuitos y creo que eso me puso más sentimental, incluso hasta más romántico digamos, no en el sentido ligado al amor, sino en la forma de pensar el mundo.
Esta experiencia me está ayudando a darme cuenta que uno puede contribuir, de una manera muy clara, a mejorar el mundo. Y eso te das cuenta a través del silencio, de la soledad, la distancia, porque ves las cosas desde otra perspectiva. Ves tu mundo fuera de el…y creo que al regresar a Argentina voy a disfrutar mucho más de vivir en ese mundo, y voy a poder hacer mucho más por transformar algo allí.

¿Hay algo que te haya marcado hasta el momento?, ¿Algo que consideres un hito dentro de la estadía?

Yo podría dividir mi experiencia en 2 etapas muy distintas: una fue la vida en Berlín, que fue casi el mismo tiempo que llevo acá en Weimar. En Berlín llevé una vida bastante uniforme, una rutina muy marcada para ir al instituto donde estudiaba alemán, conocí mucha gente de todo el mundo, en especial latinoamericanos y españoles y sentí que esa vida fluyó. Acá en Weimar sí me encontré con puntos de inflexión. Una de las cosas que me ayudaron a darme cuenta que estaba en un lugar muy amable pasó los primeros días, cuando todavía con mi mujer no encontrábamos departamento, estuvimos una semana en una pensión. En ese momento la ciudad estaba completa porque había un congreso de médicos y nos fuimos a un pueblo que se llama Oßmannstedt acá al lado, un pueblo en el que no hay nada, una iglesia y algunas casas. Y allí nos recibieron dos ancianos, cuya amabilidad me sorprendió y me ayudó a descubrir un aspecto de la gente alemana muy humano. Ellos nos facilitaron cosas para poder vivir en el departamento, nos regalaron cama, frazadas y otras tantas cosas que nos ayudaron a armar nuestra casa.
Postal de Carlos

¿Cómo te imaginás tu futuro? Expectativas, sueños, miedos, esperanzas.

A pocos meses de estar acá en Weimar la incertidumbre sobre el futuro es muy grande, porque la verdad no se que va a pasar en dos años, como estará mi proyecto, cuales serán mis ideas, mis contactos…siempre uno tiene miedo de alejarse tanto de las relaciones en la Argentina, al punto de estar aislado…y tener que volver es algo que veo muy complejo, reinsentarte en el mundo en el cual vivías me parece una tarea difícil, pero al mismo tiempo mi visión está cargada de sueños, esta visión romántica de la cual hablaba…
Tengo la esperanza de que al regresar pueda actuar desde donde yo quiero hacerlo, particularmente por mi profesión, quiero hacerlo desde un lugar donde yo pueda transformar algunas cosas negativas.

¿Te quedarías en Alemania definitivamente? ¿Cómo plan de vida?

No, no me quedaría en Alemania, creo que fue una decisión muy acertada elegir este país para vivir, para estar 2 años, pero mi vida no está acá. Se extrañan muchas cosas que tenemos en Argentina, en definitiva creo que allí se gestan cosas que hacen la vida de las personas mucho más interesante, más rica, más llena de sentimientos, creo que si me quedara acá en Alemania me resignaría a perder una vida con ese sabor y en este momento no estoy dispuesto.

enero 3, 2017

J

IMG_6706_JUAN

enero 3, 2017

El contador de historias

Dice John Berger:

Si uno quiere contar una historia, lo que se hace es escuchar a la gente. El contador de historias es ante todo uno que escucha, y lo que busca son historias que cuentan los demás, normalmente sobre su vida o sobre la vida de sus amigos.